El roto chileno de hoy Actualidad

El roto chileno de hoy

El Mercurio cartas al Director

Señor Director:

Cuando los pasos nos llevan por la plaza "Yungay", vemos en su centro la gallarda figura del "Roto chileno". Hoy, en horas difíciles, el roto chileno está más vivo que nunca batallando con el infortunio. El trabajo extenuante de los brigadistas de Conaf, a los que les ha cobrado la vida a tres de sus miembros, es ejemplo del temple con que el roto enfrenta mil desafíos. Con ese mismo espíritu de entrega y convicción de sus valores los bomberos de Chile se han desplazado desde distintos lugares a combatir la ferocidad de las llamas, sumando dos nuevas víctimas a su lista de mártires. A este reconocimiento se agrega a todo el personal del verde uniforme que como siempre está a la altura del desafío y que también cobra dos nuevas víctimas. No solo en ellos está la figura del roto, ya que al igual que en el pasado miles de hombres y mujeres, jóvenes y viejos se agregan al desigual combate al clamor de compatriotas en peligro por la destrucción del fuego.

Qué imagen más noble del roto que aplaude el paso de los aviones en medio del humo, aunque el agua no sea para ellos. Qué actitud más de rotos la de nuestros jóvenes, al estar entre cerros con rastrillos y palas, en lugar de disfrutar de sus vacaciones. Qué valor e ingenio de rotos es pelear de manera desigual para defender lo que tanto ha costado, y cuando ya está todo perdido, se protegen en un pozo. Qué humildad y pureza de rotos es la del campesino que al perderlo todo, y ante la sugerencia del periodista para que pida lo que necesita, baja la vista y dice: "Qué voy a pedir... yo no sé pedir, solo sé trabajar".

Qué entrega de las mujeres, que trabajan codo a codo sin descanso, llevando agua, alimentos y el consuelo a los que se encuentran en el frente. ¿Qué diferencia tienen estas con las cantineras que cuenta la historia? Al parecer, solo las balas, porque el coraje casi se iguala.

Como en el pasado, los grandes protagonistas de lo que está ocurriendo son gente de nuestro campo, sencilla, trabajadora y honrada, que han hecho grande a nuestro Chile. Admiración y respeto al roto chileno de hoy, que es el mismo de ayer. Roto encachado, que se sacude y se pone de pie, una y otra vez, para siempre ganarle a la adversidad.

Ramón Fuenzalida González
Presidente Círculo de Amigos del Roto Chileno 

Compartir