Francisco, los niños vulnerables están solos Despierta Chile

Francisco, los niños vulnerables están solos

Cristián Labbé Galilea.

Pasaron las fiestas… el dicho popular sugiere “año nuevo vida nueva” y a decir verdad así es. Pasaron las elecciones, no hay nada que prometer, no hay programas que defender, no hay acusaciones que desmentir. En marzo asumen las nuevas autoridades, unos se afanan buscando “pega” (que no es lo mismo que buscar trabajo); otros, los más comprometidos, se impacientan pensando en cómo hacer un buen gobierno, y no faltan los que reparten ministerios, subsecretarías, embajadas y todo tipos de cargos.
Otra es la realidad del ciudadano común, para quien el tema central son las vacaciones, reconociendo sin embargo que para muchos, en lo más inmediato, la preocupación es ponerse en #ModoPapa para seguir en detalle la visita del Papa Francisco a nuestro país.
Con todo, hay una verdad indesmentible: se respira un ambiente calmo. En general, se piensa que vendrán tiempos mejores. La economía está dando señales positivas, los temas políticos sólo les interesan a los políticos, no se ven nubes en el horizonte; tanto es así que la señora Presidente sigue itinerante, mientras las noticias, por este mismo contexto sereno, no se alcanzan a ponderar adecuadamente, transformando nuestra realidad en un mero “presente episódico”.
Sobran los episodios: renunció Mariana a la DC, Felipe Kast desafía a Chile Vamos, la machi Linconao voló a Bolivia, MEO recibirá millonaria indemnización porque su padre el mirista Miguel Enríquez murió combatiendo, sobreseído Dávalos (el hijo de la Presidente), la ley del aborto se regula sólo con un simple instructivo… Para qué seguir, hechos noticiosos hay -como dicen los catalanes- para dar y regalar, de esto y lo demás.
Lo anterior no sería preocupante si bajo ese manto de normalidad no se escondieran cuestiones de la mayor gravedad y que nadie pareciera ver o querer ver. Uno de esos temas es el caso de los niños vulnerados de nuestro país. ¿Quién se acuerda de la muerte de miles de niños que estaban bajo la protección del estado? ¿Que se ha hecho con el SENAME? ¿Dónde están los defensores de los derechos humanos que no se preocupan de esos niños? ¿Conocerá el Papa Francisco la realidad de esas pobres criaturas?
Es más, el actual gobierno que ha posado, a nivel nacional e internacional, de defensor de los DD.HH.; que no tiene ningún pudor en ajusticiar a viejos militares con ficciones jurídicas; que visita y avala, con boato presidencial, la dictadura cubana donde el pueblo no conoce la libertad, ni la democracia, ni mucho menos el respeto a los DD.HH; sin embargo, tiene la desfachatez de establecer, entre gallos y medianoche, sus prioridades legislativas sin dar preferencia a los niños del SENAME... ¡Total nadie reclama por ellos, además no votaron, ni van a votar!
Por último, la desazón aumenta cuando, en ese “presente episódico” al que se hacía referencia al iniciar estas líneas, se revisa la agenda y el programa de la visita de Francisco, y no aparecen por ninguna parte los niños. Cómo decir: ¡Francisco, los niños vulnerables están solos...! Recuérdales a nuestras autoridades lo que decía Marcos el evangelista: “Si no los defienden, más les vale atarse una piedra de molino a cuello…”.
Cristián Labbé Galilea.

Compartir