Recientes

Libertades: para unos SI pero para otros NO Actualidad

Libertades: para unos SI pero para otros NO

 

 

 

La última semana de octubre, el Poder Judicial mediante Comisiones de Magistrados de las distintas Cortes de Apelaciones, analizó 2.226 solicitudes de libertades condicionales de presos a lo largo del país.

 

En Santiago, solo fueron concedidas 443 libertades condicionales; entre ellas, la obtuvo Fabián Mora, uno de los asesinos del joven homosexual Daniel Zamudio. La razón es simple: es un beneficio ESTABLECIDO EN LA LEY cuando se cumplen requisitos como la mitad de la pena cumplida y buena conducta. En este caso Mora fue condenado a 7 años: ya cumplió la mitad y salió en libertad. Lo mismo ocurrió tiempo atrás cuando fue condenado el ex senador Jorge Lavandero por el deleznable delito de Abuso de Menores (niñitas en este caso); fue condenado a cinco años. Cumplió solo dos y medio en prisión y salió en libertad.

 

Cabe tener presente que ningún beneficio recayó en los uniformados presos. Incluso dos de ellos: Mario Cáceres y José Aguirre, habían superado largamente la mitad de la pena cumplida. Es más, les quedaban pocos meses para cumplirla íntegramente (3 meses, uno de ellos), y como las aludidas comisiones les negaron el beneficio tuvieron que presentar un Recurso de Amparo ante la Corte de Apelaciones para que recién se les otorgara el mencionado derecho que establece la ley, PARA TODOS LOS PRESOS DE CHILE. En otras palabras tuvieron que pelearlo. A los demás, se lo otorgaron de una.

 

Así están las cosas en el Poder Judicial: libertades condicionales PARA UNOS SI y PARA OTROS NO. UN ¡NO! ROTUNDO, faltando de este modo al más elemental principio del Estado de Derecho: esto es la IGUALDAD ANTE LA LEY. A estas alturas sería mejor instituir como principio el DOBLE ESTÁNDAR ante la ley.  

 

 

Marcelo Elissalde Martel

 

Abogado, Observador de DDHH

Compartir