Unidos por Chile Despierta Chile

Unidos por Chile

 

"El Estado de Derecho es inexistente para nuestra gente" precisó el almirante Pedro Veas Diabuno, presidente de la Asociación Gremial de Oficiales en Retiro de la Armada ASOFAR.

 

En la apertura del encuentro que reunió en el Edificio Cousiño de Valparaíso, más de 180 delegados de distintas asociaciones gremiales, las que agrupan al personal de las FF.AA, Carabineros e Investigaciones en retiro, se remarcó que "nuestra gente que actualmente está siendo procesada, se encuentra fuera del Estado de Derecho ... "

 

El almirante (r) Veas agregó que "hay gente en Punta Peuco que está detenida injustamente, otros están gravemente enfermos y, en esos casos nosotros queremos que simplemente se cumpla la ley, juzgándolos a través del nuevo sistema judicial. Además, solicitamos que todas las leyes vigentes se apliquen y que los ministros no inventen ficciones jurídicas"

 

Es el caso del secuestro permanente, donde muchos militares han cumplido más de 20 años de condena por ese presunto delito. Se supone -en esa ficción jurídica-, que aún estando encerrados, mantienen secuestrada a alguna persona, lo cual da cuenta del absurdo e irreal de la situación.

 

O el caso del general Ramsés Älvarez Scoglia, 90 años, quien padece demencia senil y no es autovalente; en 2014 la Corte de Apelaciones de Santiago declaró su enfermedad y por tal razón no debe estar en prisión. Aún espera que la orden judicial llegue a Punta Peuco para ser liberado pero la burocracia de izquierda lo impide. De forma tal que, las leyes vigentes, no valen para ellos.

 

Los internos de Punta Peuco suman 128 y con ese número se completó largamente la capacidad de admisión del recinto.

 

A juicio del abogado Adolfo Paul Latorre, tales acciones judiciales han generado un "régimen de terror" 

 

Paul Latorre sostuvo que "nuestros tribunales de justicia con sus actuaciones judiciales inconstitucionales, arbitrarias e ilegales, han establecido un verdadero régimen de terror, cuyas víctimas en acto o en potencia son todas las personas que durante el año 1973 pertenecían a las Fuerzas Armadas, terror que se extiende a sus familiares"

 

Lo cual explica el suicidio de los generales Odlanier Mena y Hernán Ramírez.

 

Siete militares se quitaron la vida por esta misma situación. El coronel Germán Barriga Muñóz (17 de enero de 2005), ex agente de la DINA se lanzó al vacío desde el piso 15 de un edificio en Santiago:

 

Luego el teniente coronel Gonzalo Asenjo Zegers: se disparó en el tórax, cuando estaba en su departamento el 4 de octubre de 2006.

 

Carlos Marcos Muñóz, suboficial de Ejército (r) se ahorcó el 24 de mayo de 2007 en las dependencias del Batallón de Policía Militar en el Comando de Telecomunicaciones del Ejército.

 

El coronel de Carabineros (r) Luis Hidalgo López; se disparó en el Hospital Dipreca, quitándose la vida, el 27 de julio de 2007.

 

Carabinero Luis Henríquez Apablaza. Cumplía una condena de 10 años en la cárcel de Temuco, cuando se ahorcó en 2011.

 

Luego los generales Odlanier Mena (28 de septiembre de 2013) y Hernán Ramírez (13 de agosto 2015).

 

¿Por qué? Porque "los ex uniformados saben que cuando se hallen privados de libertad no les serán otorgados los beneficios penitenciarios que legalmente les corresponden, ni indultos ni otros beneficios alternativos, aunque estén moribundos o sufriendo graves enfermedades terminales que causan mucho dolor" señaló Latorre.

 

Para revertir hasta donde la institucionalidad lo permita, se crea esta Multigremial de las Fuerzas Armadas, Carabineros y PDI (r) que aglutina más de cien mil asociados, organizados para esta causa y para mejorar las precarias condiciones previsionales en que se encuentran. 

Compartir